Ooops! Magazine

Farándula farándula y mucho más. El magazine para estar al tanto de las celebridades que sigues, todo a tu alcance en un mismo lugar. Grupo Leferas™

Lili Estefan: “Yo tengo el COVID-17, se paralizó el mundo”

«Me despertaba a las 8 y la meta era llegar a las 12 del día sin llorar, sin hacer una perreta, sin desenfocarme»

Lili Estefan: “Yo tengo el COVID-17, se me paralizó el mundo”

Lili Estefan estuvo de invitada en ‘El Break de las 7’, el show de Univision digital y allí charló con una de sus dos presentadoras, Chiquinquirá Delgado. Entre muchos temas, tocaron el sentimental, su separación del padre de sus hijos, Lorenzo Luaces y confirmó que ya firmó el divorcio, sin embargo el proceso no ha sido fácil.

“Ustedes tienen en COVID-19, yo tengo el COVID-17, a mí se me paralizó el mundo en el 2017, a ustedes se le paralizó en el 2020… De lo más grande que me ha pasado en esta pandemia, y que pensé que no me iba a pasar, es que por fin encontré paz. No me quieren llevar a una fiesta, no me quieren buscar un novio, todo el mundo está en la misma, y he encontrado esa paz de ‘que tranquilidad estar conmigo’. Eso nunca me había pasado, yo soy muy fiestera, no podía estar nunca sola”, dijo Lili Estefan abriendo su corazón como pocas veces.

Recordemos que, luego de celebrar sus 25 años con ahora su ex esposo, llegó a Miami, donde reside Lili, el huracán Irma, y luego el paparazzi que la contacta para venderle fotos de Luaces con otra mujer.

“A mí la vida me cambió en septiembre 11 del 2017, saliendo del huracán Irma, me entero de lo que está pasando y de ahí para allá no tuvimos chance de salvar la familia, el matrimonio, no se pudo, y eso conlleva un momento muy fuerte… Sin embargo, con esta pandemia encuentro que ya nadie tiene que darme consejos, ya nadie me dice: ‘tienes que venir aquí, y si te presento a aquel, si haces tal cosa’”, le aseguró Lili a Chiqui.

A diferencia de la mayoría en el mundo entero, el parar la vida por la pandemia, a ella le trajo esa paz que tanto buscaba y, así lo contó:

“Firmé el divorcio en enero y todo el mundo me decía: “Ahora sí, prepárate que es tu año, ahora lo que viene es espectacular’… Y la gente con la presión arriba… Fue un año muy especial para mí el 2020, y creo que las cosas pasan así y pasan cuando menos te lo imaginas, y este año ha sido todo lo opuesto a lo que me lo imaginé porque ¡quién se divorcia y de momento llega una pandemia, ‘hello!… Nada más me pasa a mí’”.

Esto tres años, en donde a Lili le cambió la vida y los planes por completo, no han sido para nada de risas y sonrisas como las de ahora o como la hemos visto en el show. Su crisis y su depresión fue tan grande que se despertaba pensando cómo iba a afrontar el día a día:

“Vivir al día, un día a la vez, no hay nada más grande que el tiempo y cuando te lo dicen no lo crees, es imposible. Yo me despertaba a las 8 y decía: ‘Son nada más que las 8 de la mañana, cómo llego a las 12’… Entonces la meta era llegar a las 12 del día sin llorar, sin hacer una perreta, sin desenfocarme. Vivir día a día eso es lo más grande que uno puede hacer en la vida, y eso te lleva a una tranquilidad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *